Donar

Jugando, aprendo

¿Qué mejor estrategia que el juego lingüístico y matemático para ayudar a niños a apropiarse de la lecto-escritura y de ejes básicos del pensamiento matemático ? Ese es el objetivo del taller Abrapalabra de Casa Rafael que recurre a juegos didácticos y a desafíos sobre hojas impresas para estimular las ganas de aprender y el potencial cognitivo de niñas, niños y adolescentes, junto a su capacidad de aprender de modo colaborativo, sin competitividad o meritocracia.